Asociación para a participación das mulleres

La mujer asesinada en A Coruña es la 5ª víctima en lo que va de año en Galicia

asesinada en A CoruñaEl coruñés sospechoso de matar a su mujer pasa a disposición judicial

E. Mouzo / A. Mahía

A Coruña / La Voz  01 de mayo de 2014  16:46 GMT

 

Varias das persoas compoñentes da Xunta Directiva que nos encontrábamos no local cando soubemos a nova, baixamos a rúa para facer  exposición gráfica do noso rechazo máis rotundo a este novo crime machista

Miguel Ángel Blanco Rivadulla, de 47 años, ha pasado esta mañana a disposición judicial en el marco de la investigación para esclarecer la muerte de su mujer su mujer. Blanco Rivadulla es un coruñés con antecedentes policiales por maltratar, al menos, a dos mujeres, sus exesposas. Y desde la medianoche de ayer está siendo investigado por la Policía Científica del Cuerpo Nacional de la Policía por si mató a su tercera mujer alrededor de la una de la madrugada de un fuerte golpe en la cabeza en la rotonda de acceso al polígono de Pocomaco, en A Coruña.

La pareja viajaba a esa hora por una carretera de acceso al polígono que a su vez conduce también al domicilio de la pareja, en la exclusiva urbanización Breogán, en las inmediaciones del cementerio municipal coruñés de Feáns. Y llegados a una rotonda, pudieron pasar dos cosas. Que la mujer se hubiese tirado del coche en marcha o que la tirase su marido. En eso está la policía, en averiguarlo. Cuenta con un testigo directo de los hechos, un agente de la Guardia Civil que estaba fuera de servicio y que circulaba justo detrás del automóvil de Miguel Ángel y de la víctima.

El guardia vio cómo la mujer caía del coche e impactaba contra el asfalto de la calzada. Fuentes próximas a la investigación apuntaron que Miguel Ángel frenó su vehículo, «y de inmediato dio marcha atrás pasándole las ruedas por encima a su esposa, para rematarla en la carretera», subrayaron. Al reanudar la marcha, el coche colisionó contra una valla quitamiedos. Ese momento lo aprovechó el agente de la Guardia Civil para retener al conductor, «aunque no fue fácil ya que presentó una fuerte resistencia y se encaró con el agente e intentó agredirle», indicaron estas fuentes.

A los pocos minutos se presentaron en el lugar varias patrullas del Cuerpo Nacional de Policía, alertadas por el guardia civil, que se encargaron del hombre y procedieron a su detención. De inmediato se desplazó a Pocomaco una ambulancia medicalizada del 061. Los facultativos trataron de reanimar a la mujer, pero no pudieron hacer nada por salvarle la vida.

La víctima tenía «destrozada la cabeza», indicaron fuentes próximas a la investigación, «sobre todo en el área craneal», y sangraba abundantemente. Por eso se cree que la mujer murió en el acto. Sin embargo, hasta que se tengan los resultados de la autopsia los investigadores tienen dudas de cómo se produjo las heridas. Y barajan dos hipótesis, que la mujer muriese al impactar contra el asfalto, o por las heridas causadas por las ruedas del coche.

Borracho y sin carné

Al lugar del suceso se desplazó también el equipo de atestados de la Policía Local de A Coruña, que le practicó la prueba de alcoholemia a Miguel Ángel Blanco. En el primer test de la prueba de aire dio una tasa de 0,85, y en la segunda dio 0,87, superando de esta forma lo legalmente permitido (0,25). Los policías del 092 coruñés también pudieron constatar que el hombre conducía el automóvil pese a tener el carné retirado por una orden judicial.

De esta forma, Miguel Ángel Blanco Rivadulla puede ser imputado por homicidio o asesinato, por un delito contra la seguridad del tráfico, por quebrantamiento de condena y por resistencia a la autoridad

Histórico

Categorías